Foro Alquiler
Bienvenido al Foro de Alquiler.

Aquí podrás plantear tus dudas sobre contratos de arrendamiento. condiciones, ayudas al alquiler, subvenciones o cualquier otra duda que tengas sobre el alquiler.

Si tienes un piso de alquiler que quieres anunciar o buscas piso pásate por el "Mercadillo" y pon tu anuncio.

Recuerda que esto es un foro participativo, tus respuestas pueden ser útiles a otros usuarios.

Ir abajo
Sasquacht
Sasquacht
Arrendando que es gerundio
Arrendando que es gerundio
Cantidad de envíos : 295
Nivel de experiencia en el foro : 625
Agradecimientos : 14
Fecha de inscripción : 28/06/2012

Renta Básica de Emancipación: Una ayuda con efecto secundario  Empty Renta Básica de Emancipación: Una ayuda con efecto secundario

el Mar Ene 28, 2014 4:31 pm
La Renta Básica de Emancipación (RBE) encierra la paradoja de que que ganar más dinero del que uno puede prever puede ser un contratiempo. Ésta fue una de las tantas ayudas implantadas antes de que existiera la palabra crisis. Concede 210 euros mensuales para pagar el alquiler del piso a los jóvenes de entre 22 y 30 años que cumplan una serie de condiciones. Se aprobó en enero de 2008 y ya nació atascada. En la región la solicitaron en torno a 3.000 personas y hasta la propia ministra socialista de Vivienda, Beatriz Corredor, llegó a pedir disculpas entonces por los retrasos en el cobro.

En estos momentos la Junta de Extremadura contabiliza 960 expedientes de jóvenes que se benefician de la RBE y 729 casos de jóvenes a los que se le ha denegado por haber superado los 22.000 euros de ingresos anuales que establece.

Cinco años después se sabe que el Gobierno quiere suprimirla. Pero no sin antes saldar cuentas pendientes, obligando a algunos jóvenes a devolver la prestación concedida con intereses, un impacto brutal en la economía de cualquier beneficiario que en este periodo se haya quedado sin trabajo.

Es lo que reflexiona Miguel González, un joven informático de Majadas (Cáceres) que recibió la ayuda y tuvo que devolverla cinco años después con intereses. La solicitó en 2008 y le pidieron, entre otra documentación, el dato de su sueldo bruto pues es para jóvenes de entre 22 y 30 años que no ganen más de 22.000 euros al año. Superó éstos y más y comenzó a recibir la ayuda, con tan 'mala' suerte que en esa época le dieron un premio en su empresa al mejor programador, mil euros. Este incentivo y que ese año viajó más de la cuenta a Madrid y le tuvieron que abonar dietas terminaron por inflar su declaración de la renta y superar el límite de los 22.000 euros, llegando a declarar 23.100 euros por unos extras que no había previsto.

Devolver 2.800 euros

«Lo advertí en la Consejería de Fomento y me dijeron que recurriera porque era por muy poco y estaba justificado, pero nadie más me dijo nada. En 2009 ya no me pasé de los 22.000 euros, pero pasó el tiempo y cuando hubo un cambio de gobierno en la Junta se interesaron en ver qué pasaba con estos expedientes, así que me enviaron una carta con un número de cuenta para que devolviera los casi 2.800 euros de aquel 2008 con los intereses de cinco años».

La otra estocada vino de la Agencia Tributaria, pues por el ingreso de esta ayuda tuvo que tributar casi la mitad de lo que le concedieron. «En cuanto devolví el dinero de la subvención que me requerían me fui a Hacienda para que me revisaran el ejercicio fiscal de aquel año, pero habían pasado cinco años y me dijeron que prescribe a los cuatro. La impotencia fue total», decía la semana pasada.

En su caso tiene trabajo, pero se pregunta qué pasa con los jóvenes que en este periodo han sido despedidos por su empresa, con el finiquito han superado la barrera de los 22.000 euros y de repente se han visto obligados a devolver una ayuda que tenían concedida, además de haberse quedado sin empleo.

El caso de Paloma Romero es otro ejemplo de cómo se puede volver contra un joven lo que, en teoría, era una ayuda. Esta pacense la solicitó nada más publicarse, haciendo entrega de hasta diez documentos referidos en la convocatoria, desde un contrato de arrendamiento a una copia de su contrato de trabajo. En ningún momento es obligatorio, subraya, presentar nóminas o declaraciones de la renta anteriores.

En abril de 2008 le reconocieron el derecho a obtener la ayuda y en julio le ingresaron las primeras cantidades. Esta joven es técnico en un canal de televisión, por lo que tiene un trabajo que hay que atender todos los días del año a todas horas. Por ello, cobra pluses y complementos que varían cada mes. Pasó un año y al hacer la declaración de la renta se percató de que había superado en 1.521 euros anuales los 22.000 euros de ingresos que se establecen para obtener la RBE. «Entonces informé correctamente de mis ingresos y, lógicamente, de lo percibido a través de la Renta Básica de Emancipación, unos 2.000 euros por los que hay que tributar casi 900 euros».

Pasó 2009 y siguió recibiendo la ayuda, hasta que en mayo de 2010 le llegó una carta de la Consejería de Fomento de la Junta de Extremadura diciéndole que no cumplía los requisitos para seguir percibiendo la RBE, ya concedida.

Se suspendió la ayuda y se abrió un trámite de audiencia y vista del expediente. La joven aportó por escrito sus explicaciones, entre ellas que «por mi actividad laboral es imposible saber cuánto voy a ganar antes de que acabe el año».

Pasaron los meses sin obtener respuesta, hasta que en noviembre de 2012 se vio obligada a redactar otra batería de alegaciones. En la nueva carpeta aportó nóminas de otros años en los que acreditaba que su sueldo varía llamativamente cada mes, así como una copia inicial de su contrato, donde se afirma que ella ganaría menos de 22.000 euros.

La respuesta administrativa seguía quitándole la razón y solo le dejaban la opción de buscar un abogado y poner un recurso contencioso-administrativo, opción que descartó, de manera que ha tenido que pagar todas la mensualidades recibidas más los intereses de demora.

Lo que no llega a entender es que entre 800 y 900 euros que tributó durante tres ejercicios por la ayuda que ahora debe devolver se los quede Hacienda. Lo que le explicaron a ella quizá resuelva la duda que tendría Miguel González, al que le denegaron cualquier opción al haber prescrito su plazo. Y es que al joven tampoco le hubiera servido de mucho haber recurrido en plazo legal.

«Me han dicho -cuenta Paloma Romero- que no lo voy a poder recuperar porque como la ayuda se declaraba como una ganancia patrimonial, cuando yo la devuelva declararé una pérdida patrimonial que solo se puede compensar con otra ganancia, por lo que me tendría que buscar la habichuelas para tener una ganancia patrimonial en el mismo ejercicio además que se produzca la pérdida... es decir, que juegue en bolsa y gane o que me compre un coche, me han dicho como opción».

http://www.hoy.es/v/20131230/regional/ayuda-efecto-secundario-20131230.html
avatar
enderlin
Invitado

Renta Básica de Emancipación: Una ayuda con efecto secundario  Empty Re: Renta Básica de Emancipación: Una ayuda con efecto secundario

el Jue Feb 06, 2014 12:05 am
y tanto, solo hay que leer por aquí un rato para darse cuenta. nos engañan como a niños, tan difícil es sacar unas ayudas que funcionen bien?
Volver arriba
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.